Inicio Qué defendemos Igualdad de género

Igualdad de género

Las políticas de igualdad son una seña de identidad de los socialistas. Queremos que la perspectiva de género se incluya de forma transversal en todas las políticas de la Unión Europea. Hemos avanzado en los últimos años, pero queda mucho por hacer. Europa está en condiciones de liderar la lucha por la igualdad real, por lo que promoveremos la adopción de un Estrategia Europea para la Igualdad de Género. Además, necesitamos a de forma urgente:

No podemos permitir que, en pleno siglo XXI, continúe existiendo en la Unión Europea una diferencia entre los sueldos de hombres y mujeres superior al 16 %. Los socialistas españoles luchamos por impulsar políticas reales con objetivos cuantificables y vinculantes porque, si seguimos a este ritmo, los datos nos dicen que tardaremos más de 70 años en lograr la igualdad salarial. Los socialistas mantenemos nuestra reivindicación para que la brecha se reduzca al menos un 2% al año durante los próximos 5 años.

La clara insuficiencia en la representación de las mujeres en la toma de decisiones constituye un déficit democrático que socava la legitimidad de los procesos decisorios. Resulta difícil creer que no hay suficientes mujeres con excelentes expedientes académicos y carreras profesionales cuando el 60% de los nuevos titulados universitarios son mujeres. Los socialistas queremos un compromiso vinculante para lograr una mayor participación de las mujeres tanto en la esfera política como en la económica. Las medidas de discriminación positiva, el uso de cuotas obligatorias y las listas cremallera han probado ser instrumentos eficaces para promocionar a las mujeres y romper el techo de cristal.

Una de cada tres mujeres ha sido víctima de violencia de género física o sexual en Europa. Por ello, es necesario y urgente que la Unión Europea actúe para prevenir y combatir esta lacra hasta su erradicación. Los socialistas estamos trabajando para que la Comisión Europea presente cuanto antes una Estrategia Europea contra la Violencia de Género que incluya una nueva directiva que garantice la protección de las mujeres. Otra de nuestras prioridades en este ámbito es conseguir que todos los Estados miembros y la Unión Europea ratifiquen el Convenio e Estambul (el tratado internacional de mayor alcance para abordar la violencia contra las mujeres, que obliga legalmente a los países a adoptar medidas concretas para prevenir, proteger y combatir la violencia de género).

Durante la pasada legislatura, con el apoyo de Gobiernos progresistas como el de Pedro Sánchez, hemos conseguido aprobar la directiva de conciliación entre la vida privada y la profesional. Entre sus principales medidas, prevé permisos parentales remunerados de cuatro meses de los que dos no son transferibles; permiso de diez días para los padres en el momento del nacimiento de los hijos; permiso para cuidadores de cinco días al año; y dar facilidades para trabajo flexible. Esto significa un gran avance para la igualdad entre hombres y mujeres, ya que supone un elemento importante para la recuperación económica, la demografía sostenible y el bienestar personal y social.

Para los socialistas, es fundamental que se garantice la salud sexual y reproductiva de las mujeres y los derechos afines, como un acceso fácil a los anticonceptivos y al aborto seguro y legal. Los datos demuestran que los abortos no se evitan prohibiéndolos. Las mujeres con medios económicos van a otros países a abortar, y las mujeres pobres lo hacen de forma clandestina, poniendo en riesgo su vida. Debemos apostar por la educación sexual desde una edad temprana en todas las fases de la enseñanza adaptando el contenido a la edad y la capacidad intelectual de los alumnos. No daremos ni un paso atrás ni permitiremos que nadie nos haga retroceder ni un milímetro en la conquista de nuestros derechos y nuestra libertad.

Share via